Dieta paleolítica: todo lo que debes saber sobre la dieta más popular

Conoce todo acerca de la dieta más famosa y popular del momento "la dieta paleo", la cual promete perder peso y mejorar la salud de manera sencilla

Si quieres alcanzar niveles óptimos de salud a través de la alimentación: la dieta paleolítica es una opción a considerar. Te contamos de qué se trata.

¿Paleo qué…? Es muy probable que hayas oído hablar sobre la paleo dieta o dieta de los cavernícolas. Y, si estás aquí quizá te estés preguntando:

dieta-paleolitica

¿Qué es dieta paleolítica?

La paleo dieta más que una dieta es un estilo de alimentación. Este se basa en la ingesta de los alimentos que, se presume, comían los hombres antes de la era agrícola. O dicho de otra forma: Los seguidores del estilo de alimentación paleo intentan comer como los hombres y mujeres de las cavernas.

Vamos, que no se trata de cazar mamuts, ni de abandonar las comodidades de la vida moderna. La esencia de la dieta paleo se puede resumir en: Consumir alimentos ricos en nutrientes que se obtienen con la mínima intervención de procedimientos técnicos.

¿Cuáles son los alimentos que componen la dieta paleolítica?

Considerando que el estilo de alimentación paleo se basa en la exclusiva ingesta de alimentos anteriores a la era agrícola, se consumen los siguientes productos:

Vegetales

Los vegetales, por siglos, han sido el pilar de la alimentación de todas las culturas. El aporte nutricional de los vegetales es imprescindible para mantener óptimos niveles de salud.

Existe, en algunos círculos, la falsa creencia que en la alimentación paleolítica no se consumen vegetales. Por desconocimiento se dice que la dieta paleo es solo proteína animal pero es falso.

Visita además: Dieta del metabolismo acelerado.

En la dieta del cavernícola los vegetales como:

  • Zanahorias
  • Brócoli
  • Espinacas
  • Pepinos
  • Pimientos
  • Berenjenas
  • Lechuga
  • Remolachas
  • Cebollas
  • Y todas las plantas y hortalizas comestibles cultivadas de forma orgánica

Son bienvenidos.

Es que, cuando se lleva un estilo de alimentación paleo se consumen muchos vegetales, incluso más que los que comen muchos vegetarianos y veganos.

Proteína animal

El consumo de carne es producto de la habilidad y la inteligencia de nuestra especie para conseguirla. Por lo que sí, la proteína de origen animal bien sea:

  • Carne de res
  • Cordero
  • Cerdo
  • Aves
  • Pescados
  • Mariscos, moluscos y demás frutos del mar.

Son, junto con los vegetales parte importante de la dieta paleo.

Eso sí, se recomienda que sea proteína orgánica. Es decir, que provenga de animales que no han sido tratados con productos químicos para potenciar su productividad (hormonas, antibióticos…).

Tubérculos

Papa, batata, yuca, que son una importante fuente saludable de carbohidratos y proteínas.

Nueces, semillas y frutas

Claro, no todo es planta y carne en esta vida. Quienes siguen la dieta paleolítica tienen en las nueces, semillas, frutos secos y frutas la base para sus postres, leches, malteadas, licuados y dulces.

Sí, leíste bien. Eso quiere decir que en la dieta paleo no se consumen azucares procesados. Pero la lista de productos no aptos para el paleo es más larga.

Lee también: Dieta del huevo cocido.

dieta-paleolitica

Qué “alimentos” no se comen en la P?

  • Azucares artificiales y refinadas
  • Aceites procesados y grasas hidrogenados
  • Cereales como el arroz, maíz, trigo, cebada
  • Legumbres y granos
  • Productos envasados y procesados con conservantes y aditivitos químicos.

¿Por qué seguir la dieta paleo?

Algunos recién llegados al mundo paleo, al enterarse de la lista de privaciones “alimenticias” sienten que no vale la pena el esfuerzo.

Lo cierto es que la alimentación paleolítica, a diferencia de otras dietas milagrosas, no se basa en la privación. No es un sacrificio porque en la dieta paleo no se busca aguantar hambre.

Al contrario… La idea es encontrar las mejores fuentes de macronutrientes para alcanzar nuevos y mejores niveles de salud y bienestar. Eso implica dejar de consumir una serie de productos sin ningún valor nutricional que lejos de alimentar dañan el organismo.

Piensa en la comida rápida, los refrescos, cereales, galletas y pasteles. No son más que grasas y azucares, edulcorados y saborizados de forma artificial. Eso sin contar con los conservantes y aditivos que le añaden para preservarlos por largos periodos de tiempo.

La paleo dieta se encuentra en el otro extremo. Es decir, en el de la comida, natural, saludable y nutritiva. Al seguir el estilo de alimentación paleolítica se perciben los siguientes beneficios:

Beneficios de la dieta paleo

Fortalece el sistema inmune

Cuando ponemos en nuestro organismo alimentos ricos en nutrientes y libres de productos químicos perjudiciales lo volvemos más apto para luchar contra las enfermedades, gérmenes y baterías.

Reduce las probabilidades de sufrir enfermedades crónicas

La mayoría de las dietas buscan obtener resultados de forma rápida (perder peso, reducir el abdomen, quemar grasa). Estas dietas, a la larga, tienen un alto coste para la salud. En cambio la dieta paleo, lejos de seguir resultados a corto plazo busca y consigue mejorar salud.

Lee también: Pierde peso y grasa abdominal con la dieta de la avena.

Conocidos son los estudios que avalan que la alimentación paleo reduce las probabilidades de padecer enfermedades crónicas como diabetes, problemas del corazón, cáncer y afeccione del colon.

Fuentes: