Acondicionador sin enjuague para estimular el crecimiento del cabello

Si deseas tener un cabello largo, hermoso y sano, este acondicionador sin enjuague que te traemos el día de hoy te va a encantar. Ayuda a estimular el crecimiento, repara el cabello y evita diferentes problemas del cuero cabelludo como la caída y la caspa.

El acondicionador sin enjuague es un producto imprescindible para el cuidado del cabello en tu rutina de belleza capilar. Realmente ayuda a tu cabello al retener la humedad, además de agregar suavidad y brillo.

Si quieres ahorrarle a tu cabello los productos químicos agresivos que se encuentran en los productos comprados en la tienda, esta receta para preparar un fabuloso acondicionador estimulante del crecimiento del cabello es el camino a seguir.

Te encantará la sensación de suavidad natural de tu cabello, la reducción del frizz y la reparación de las puntas. Le da una textura suave y brillante a tu cabello, además de que estimula el crecimiento del cabello debido a los aceites esenciales que son los ingredientes principales. Echemos un vistazo a cuáles son los beneficios de los ingredientes utilizados para hacer este acondicionador sin enjuague para hacer crecer el cabello y repararlo.

Beneficios del acondicionador sin enjuague para estimular el crecimiento del cabello y sus ingredientes

1. Manteca de karité

La manteca de karité está compuesta por diferentes tipos de ácidos grasos y es ideal para los productos para el cabello que cubren, acondicionan y protegen el tallo del cabello sin opacarlo ni dejarlo graso. La manteca de karité sin refinar tiene vitamina A esencial, vitamina E, fitonutrientes y grasas curativas para ayudar a la salud del cabello y el cuero cabelludo.

La manteca de karité se puede aplicar tanto al cabello como al cuero cabelludo. Si tu cuero cabelludo está seco, irritado o escamoso, la manteca de karité puede proporcionar una humedad fabulosa y ayudar a curar una variedad de enfermedades de la piel y del cuero cabelludo. Un cuero cabelludo saludable es esencial para maximizar el crecimiento del cabello. También se puede aplicar manteca de karité al cabello para hidratar las hebras individuales, reduciendo la sequedad, el encrespamiento y la rotura. La reducción de la rotura dará como resultado un cabello más largo y saludable con el tiempo. Puede brindar una fácil protección contra la acción dañina de la exposición al sol y actuar como una barrera para los contaminantes químicos en el aire también.

2. Aceite de coco

El aceite de coco es rico en antioxidantes y proporciona una nutrición saludable a nuestro cabello. Los antioxidantes como la vitamina E y la vitamina K que se encuentran en el aceite de coco, ayudan a reparar y formar tejidos sanos. Cuando aplicas aceite de coco al cuero cabelludo, reduce la inflamación y repara los daños causados ​​al cabello por productos para el cabello rellenos de químicos. La vitamina E y K harán los pelos suaves, manejables y brillantes. El ácido caprílico del aceite de coco es un buen ácido graso saturado que tiene propiedades antibacterianas, antivirales, antifúngicas y antiinflamatorias. La proteína del cabello se une fácilmente con el ácido láurico de este aceite que gradualmente lleva al fortalecimiento de las hebras del cabello y detiene la rotura del cabello debido al adelgazamiento.

Visita además: Remedios caseros para las ojeras con aceite de coco.

3. Aceite de argán

El aceite de argán tiene una serie de beneficios cuando se usa en el cabello. Puede actuar como una crema hidratante para el cuero cabelludo para combatir la caspa y el cuero cabelludo seco. También puede promover el crecimiento de un cabello sano y fuerte en lugar de un cabello delgado y quebradizo. Incluso puede deshacer parte del daño causado por los tratamientos químicos y los tintes, y puede usarse para tratar las puntas abiertas. La vitamina E, que está presente en cantidades muy altas en el aceite de argán, promueve el crecimiento saludable del cabello, ya que contiene antioxidantes, que ayudan a estimular las células y las alientan a producir un cabello saludable. Hace que el cabello seco, quebradizo y muy rizado sea manejable y suave.

4. Aceite de hamamelis

El aceite de hamamelis ayuda a reducir la caída del cabello. Mejora la circulación de la sangre a las raíces cuando se masajea en el cabello. Esto fortalecería el agarre del folículo piloso en los tejidos del cuero cabelludo y ayudaría a controlar la caída del cabello. Este es uno de los hidrosoles más populares para el cuidado del cabello. Es un limpiador del cabello y un tónico antibacteriano que alivia el picor del cuero cabelludo seco e inflamado. También hidrata el cabello seco y acondiciona los cabellos dañados. También es refrescante cuando se usa solo como tratamiento para el cabello.

5. Aceite esencial de romero

Es el mejor aceite para el crecimiento del cabello y el problema del adelgazamiento del cabello. Se sabe que aumenta el crecimiento de cabello nuevo en un 20%. Es uno de los aceites esenciales que mejoran el crecimiento del cabello. Está lleno de antioxidantes que ayudan a eliminar los radicales libres, que son responsables del envejecimiento y del adelgazamiento del cabello. También es eficaz para tratar la caspa, la picazón, la irritación del cuero cabelludo y la piel grasa.

6. Aceite de extracto de cola de caballo

Cargando...

El aceite de extracto de cola de caballo contiene el mineral de sílice que actúa para fortalecer tu cabello y mejorar el brillo y la textura del mismo. La cola de caballo también contiene selenio, un mineral que es esencial para el crecimiento adecuado de su cabello, ya que ayuda a su cuerpo a procesar el yodo, que regula el crecimiento del cabello y este agente activo contribuye a las células del folículo piloso saludables y evita que los radicales libres dañen estas células. Es astringente, por lo tanto, reduce los tejidos y de esta manera reduce la inflamación de cualquier folículo piloso del cuero cabelludo que conduce a la pérdida del cabello. Rejuvenece el cabello, agregando brillo a la apariencia y fuerza de los tallos del cabello.

Lee también: Champús caseros para hacer crecer el cabello rápido.

Cómo preparar el acondicionador para hacer crecer el cabello

Este acondicionador sin enjuague te ayudará a obtener un cabello suave y brillante que tiene un factor estimulante del crecimiento del cabello para que tu cabello sea más manejable y fuerte. Todos los aceites los encuentras en las tiendas naturistas.

Los ingredientes

  • 4 cucharadas de manteca de karité
  • 1 cucharada de aceite de argán
  • 3 cucharadas de aceite de coco
  • 2 cucharadas de aceite de hamamelis (opcional) pero si lo no encuentras puedes usar jugo orgánico de aloe vera
  • 7 gotas de aceite esencial de romero
  • 7 gotas de aceite de extracto de cola de caballo (opcional)
  • 1 cucharada de aceite de argán o también puedes usar 3 o 4 cápsulas de vitamina E

Instrucciones

Asegúrate de que tu licuadora, tazón y todos los utensilios estén muy limpios cuando hagas esto. Si no están completamente desinfectados, entonces tu acondicionador o la crema para el cabello que se deje sin usar puede producir bacterias o moho. Limpia todo con agua jabonosa caliente, luego frota con alcohol o vinagre y deja que se seque al aire.

Calienta una olla con agua para hacer un baño de maría y en un recipiente de vidrio, combina el aceite de coco, la manteca de karité, el aceite de argán y coloca el recipiente de vidrio sobre la olla con agua caliente a fuego muy bajo. Revuelve de vez en cuando hasta que todo se derrita y se combine.

Ahora, agrega el aceite de argán o el líquido de las cápsulas de vitamina E, mezcla y deja que esta mezcla se enfríe hasta que esté a temperatura ambiente. Debe verse cremoso, espeso y opaco, pero no permitas que se solidifique nuevamente.

Ahora, si está agrega el aceite de hamamelis y mezcla enérgicamente o lleva a la licuadora para que se mezcle mejor. Tomará alrededor de 3 a 5 minutos o más para que todo se incorpore completamente y se mezcle hasta obtener una mezcla cremosa de color blanco.

Si no estás agregando hamamelis, añade el aloe vera a la mezcla en la licuadora cuando la mezcla esté a temperatura ambiente durante un par de minutos hasta que obtenga una textura cremosa.

Ahora agrega el resto de los ingredientes en el acondicionador cremoso sin enjuague y mezcla bien. Lleva esta mezcla a un frasco hermético y almacenar en un lugar limpio y seco.

Visita también: Cómo usar el jengibre para el crecimiento, la caída del cabello y la caspa.

Cómo aplicar

Solo saca un poco de acondicionador o crema para el cabello con los dedos limpios y aplícalo en el cabello. Puedes dejarlo durante toda la noche y lavar el cabello con champú o simplemente usarlo como acondicionador sin enjuague para controlar el cabello muy rizado y seco. Realiza un masaje por algunos minutos en el cuero cabelludo para aumentar el flujo sanguíneo.

Loading...