Alimentos para mejorar la salud de las articulaciones

Cuida la salud de tus articulaciones incluyendo en tu dieta estos alimentos que además de mantenernos saludables, también protegen nuestras articulaciones del paso de los años

Es común que en algún momento lleguemos a sentir un dolor articular, ya sea por una inflamación, una lesión o un simple desgaste. Gozar de una buena salud articular es muy importante para sentirnos saludables, ya que los cartílagos que están entre las articulaciones, son indispensables para controlar cada uno de los movimientos que realizamos a diario.

El dolor en las articulaciones puede aparecer por un desgaste físico producido por el exceso de ejercicio, mal entrenamiento, esfuerzos fuertes, entre otros. Por suerte, con hábitos saludables podemos mejorar y cuidar de la salud de nuestras articulaciones para evitar estas insoportables dolencias. ¿Quieres conocer los mejores alimentos para mejorar la salud de las articulaciones?, a continuación te enseñamos el top 5 de los alimentos más recomendados para tus articulaciones.

Agua

Resulta que las articulaciones están cubiertas de líquido sinovial, el cual se encarga de reducir la fricción entre los cartílagos y otros tejidos.  Cuando ingerimos agua, esta contribuye a sintetizar el líquido sinovial, ayudando así a tener una buena lubricación articular. Es por esta razón que beber agua es vital para una buena salud de las articulaciones. Lo recomendado es beber al menos dos litros de agua al día.

Cebolla, ajo o puerros

Cualquiera de estos tres alimentos, se caracterizan por ser ricos en azufre, un mineral necesario para la producción de colágeno y otros compuestos que  constituyen los huesos, cartílagos, tendones y ligamentos. El consumo de estos alimentos es muy saludable para tus articulaciones, pues además, se ha comprobado que contribuyen a la reparación articular.

Pescado azul

El pescado azul es rico en ácidos grasos Omega 3, los cuales actúan como un potente antiinflamatorio que favorecen la salud de las articulaciones. Además, ayudan a proteger las membranas celulares de los efectos nocivos de los procesos oxidativos, a pesar de no tener un efecto antioxidante directo. Lo aconsejable es consumir este tipo de grasos al menos tres veces por semana. Los puedes encontrar en atún, caballa, sardinas, salmón, entre otros.

Alimentos ricos en Vitamina C

Esta vitamina es una de las mejores para mantener la salud articular, pues al igual que los ácidos omega 3, actúa como un antiinflamatorio. Además, contribuye a la producción y mantenimiento del colágeno y del cartílago, las cuales hacen parte de las articulaciones. Lo recomendado es consumir vitamina C a diario, la cual está presente principalmente en frutas y verduras como fresa, kiwi, naranja, tomate, pimientos crudos, brécol, perejil, entre otros.

Carnes y derivados

Este tipo de alimentos tiene dos funciones a la hora de hablar de la salud de las articulaciones. La primera función se debe gracias a sus contenidos de proteína, las cuales proporcionan aminoácidos necesarios para sintetizar el cartílago; con esto también se previenen futuras lesiones y se reduce el tiempo de recuperación de las mismas.  Su segunda función se le atribuye a los contenidos de minerales como hierro y zinc, los cuales son necesarios para la reparación de las lesiones de las articulaciones. Pero como sabemos, incluir mucha carne en la dieta no es recomendado, es por eso que sólo se recomienda comer de 2 a 3 porciones de 100 gramos a la semana.

Bacalao

El bacalao contiene altas cantidades de ácidos grasos omega 3, que ayudan a reducir la inflamación que puede provocar rigidez en las articulaciones y dolor artrítico. Disfrútalo como lo harías con el salmón para una proteína saludable.

Cargando...

Cúrcuma

La curcumina es el compuesto activo en la cúrcuma que combate la inflamación y la rigidez de las articulaciones. Es uno de los componentes principales de la mostaza de color amarillo, pero se puede aplicar de manera más sofisticada, como curry, sopas, batidos y platos de verduras. Además puedes consumir la cúrcuma en té junto con un poco de jengibre y miel de abejas.

Brócoli

El brócoli y otras verduras crucíferas se han estudiado y se ha demostrado que protegen contra la aparición de la artritis. Este súper alimento común también tiene propiedades antiinflamatorias para el cuidado diario de las articulaciones, por lo tanto, comienza a consumir más verduras verdes, ya sea en ensaladas, batidos o sopas.

Soja

Para aquellos que no comen pescado, la soya ofrece una buena cantidad de omega 3 de origen vegetal, necesarios para reducir la inflamación de las articulaciones y aumentar la lubricación de las articulaciones. Disfruta de la leche de soja, tofu, etc., para acceder a los beneficios.

Aceite de oliva

El aceite de oliva virgen es un alimento básico de cocina que contiene oleocantal, y muestra tener efectos similares a los de algunos medicamentos antiinflamatorios. Disfruta del aceite de oliva crudo para obtener los mayores beneficios, como en un aderezo para ensaladas o condimento, o rocía sobre un pedazo de pescado cocido.

Semillas de chia

Las semillas de chía son una fuente de ácidos grasos omega 3 de origen vegetal que tienen un impacto positivo en la salud de las articulaciones al reducir la inflamación y el dolor asociado. Las grasas saludables también ayudan a mantener las articulaciones lubricadas. Comienza con 1 cucharadita por día en un batido, en avena o en productos horneados, y continúa aumentando la cantidad poco a poco.

Jengibre

El jengibre se ha utilizado durante mucho tiempo como una ayuda digestiva, contra las náuseas y ayuda a calmar la inflamación. Combina el jengibre con la cúrcuma en un curry, ralla en adobos, batir en aderezos o prepara un té de jengibre para obtener una bebida calmante.

Loading...