Cómo eliminar los vellos enquistados con remedios naturales

¿Cada vez que depilas tu piel sufres porque muchos de los vellos se enquistan y duelen bastante?, no te pierdas estas sencillas soluciones caseras que te ayudarán a eliminar esos molestos vellos enquistados ¡Pruébalos!

La aparición continua de vello no deseado hace que millones de mujeres accedan a los diversos métodos de depilación que sirven para removerlos.

No obstante, en ocasiones no se consiguen los resultados esperados porque hay pelitos enquistados bajo la piel, los cuales parecen imposibles de eliminar.

Lo peor de todo es que estos van formando unos pequeños bultitos rojos que son visibles en las piernas, las axilas y los brazos.

Esta situación se origina cuando el rasurado le ocasiona un pequeño corte a la parte superior del folículo piloso,  provocando que este se obstruya de forma parcial.

También se presentan cuando estos se doblan en su interior y tienen dificultades para perforar el folículo hasta salir a la superficie.

En cualquier caso resultan bastante molestos porque le dan una mala apariencia a la piel y, de hecho, algunos son dolorosos.

La buena noticia es que existen varios métodos naturales que nos permiten eliminarlos sin tener que recurrir a medidas agresivas.

¡Toma nota!

Cómo eliminar los vellos enquistados con remedios naturalesRemedios naturales para combatir los vellos enquistados

Bicarbonato de sodio

Una pasta exfoliante de bicarbonato de sodio nos ayuda a remover las células muertas de la superficie de la piel y facilita el desbloqueo del folículo afectado.

Ingredientes

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio
  • 2 cucharadas de agua

¿Qué debes hacer?

  • Humedece el bicarbonato de sodio con el agua y forma una pasta espesa.
  • Frótala sobre la zona afectada con suaves masajes circulares y déjalo actuar 10 minutos.
  • Enjuaga y repite su uso tres veces al día para lograr resultados en poco tiempo.
  • Si deseas le puedes agregar un par de gotas de aceite de árbol de té para evitar infecciones.

Gel de aloe vera

Los poderes humectantes y reparadores del gel de aloe vera son de gran ayuda en las áreas sensibles que se alteran por la depilación.

Ingredientes

  • 1 cucharada de aloe vera
  • 1 cucharadita de aceite de oliva

¿Qué debes hacer?

  • Combina los dos ingredientes hasta obtener una pasta espesa.
  • Frótala sobre las áreas rasuradas dos veces al día.

Sal

La sal no solo facilita la eliminación de piel muerta sino que evita las infecciones cutáneas y protuberancias.

Su aplicación continua disminuye el tamaño de los granitos para que el vello salga a la superficie sin problema.

Ingredientes

  • 1 cucharada de sal
  • Agua tibia

¿Qué debes hacer?

  • Humedece la sal con agua tibia y frótala sobre las partes afectadas.
  • Déjalo actuar 30 minutos y enjuaga.
  • Úsala tres veces al día.

Pepino con azúcar

Las propiedades antiinflamatorias y refrescantes del pepino son útiles para eliminar el vello enquistado y los pequeños bultitos que forma en la piel.

Sus efectos los potenciamos con el azúcar para facilitar la limpieza de células muertas.

Ingredientes

  • 1 rodaja de pepino fresco
  • 1 cucharadita de azúcar

¿Qué debes hacer?

  • Unta la rodaja de pepino con la cucharada de azúcar y frótalo sobre el vello enquistado.
  • Haz un suave masaje por cinco minutos y enjuaga.
  • Úsalo dos veces al día.

Vinagre de manzana

Los compuestos ácidos del vinagre de manzana regulan el pH en la zona afectada y calman la inflamación que se produce por el pelito enterrado.

Ingredientes

  • 1 cucharada de vinagre de manzana
  • 1 cucharada de agua

¿Qué debes hacer?

  • Diluye el vinagre de manzana en el agua y aplícalo con la ayuda de un trozo de algodón.
  • Repite su uso dos veces al día, todos los días.

Si este problema te aqueja cada vez que te depilas, prueba estos sencillos remedios y dile adiós para siempre.

Loading...

Sobre este post