Todo lo que necesitas saber sobre la depilación por láser

Imagen: infodepilacionlaser.es
Imagen: infodepilacionlaser.es

La depilación por láser o fotodepilación es uno de los avances en estética más importantes de la última década y el meto de depilación más novedoso, ya que ha hecho realidad algo que era impensable, vivir sin vellos eliminando por completo las técnicas de depilación tradicionales que en muchas ocasiones causan tanto daño a la piel y además son tan tediosas.

Aunque aún no se sabe si esta técnica elimina definitivamente el vello, lo que si se conoce con exactitud es que reduce la cantidad de vello corporal y retrasa su aparición por varios años. Es además un procedimiento sin dolor, lo único que se siente durante el disparo láser es una sensación de calor en la piel, pero al terminar la sesión no se siente ninguna molestia.

Debes tener en cuenta que este procedimiento debe realizarse en un lugar especializado y autorizado, bajo la supervisión de un profesional, ya que aunque no es una práctica invasiva, si causa agresión a los tejidos de la piel y por esta razón es importante que te pongas en manos de un especialista y sobretodo no escatimes en el dinero, puede que parezca costoso pero el dinero que te vas a ahorrar en ceras, cremas depilatorias o cuchillas es significativo.

El láser es un aparato que emite luz amplificada por radiación, los pulsos de luz son absorbidos por la melanina presente en cada vello y esta energía lumínica es transformada en calor quemando el folículo piloso, eliminándolo pero sin afectar a las estructuras vecinas.

Todos los métodos de depilación láser actúan de una forma similar pero hay que tener en cuenta otros factores como por ejemplo las características del vello (a cuánta profundidad se encuentra el bulbo piloso, cantidad de pigmento, etc.) y también las características de la propia piel del paciente (más o menos pigmentada y grosor de la dermis). Teniendo en cuenta estas especificaciones, el especialista deberá decidirse por uno u otro sistema y por uno u otro tipo de láser.

Loading...

La depilación por láser permite conseguir una depilación duradera y en muchos casos definitiva, tratar prácticamente cualquier zona del cuerpo (menos áreas cercanas al globo ocular) y, además, es un método rápido, cómodo y generalmente bien tolerado. Sin embargo, este sistema como cualquier otro procedimiento médico está contraindicado en algunos tipos de pacientes y puede producir reacciones adversas si no se realiza correctamente. Algunos de sus principales inconvenientes son:

  • Es un método costoso.
  • No elimina el vello fino, ni el pelo canoso.
  • No se puede realizar sobre pacientes bronceados ni sobre fototipos muy altos.
  • Está contraindicado en mujeres embarazadas y en pacientes que han sido tratados con fármacos fotosensibilizantes.
  • Su empleo es complejo y requiere ser supervisado por personal médico.
  • De realizarse mal, puede ocasionar quemaduras en la piel.

Muchas veces es un tratamiento que se ofrece en peluquerías y gimnasios donde los profesionales no tienen la preparación adecuada para realizarlo. El láser es peligroso y de no practicarse bien el procedimiento puede ocasionar dermatitis, manchas e incluso quemaduras.

De aquí la importancia de ponerse en manos de profesionales médicos autorizados. Cuando el tratamiento se ha realizado correctamente no existen mayores complicaciones aunque es normal sentir un leve dolor o sensación de quemazón. En ocasiones la zona aparece enrojecida, particularmente si el pelo es grueso, siendo normal que aparezca un punto negro rodeando el folículo piloso llamado edema perifolicular. Estos síntomas son totalmente normales y son signos de que la depilación ha sido eficaz y el pelo está siendo expulsado. A veces, en casos de pieles muy sensibles pueden aparecer pústulas en la zona tratada. No debes preocuparte ya que este problema se resuelve aplicando una crema antibiótica en dos o tres días. Se puede realizar en cualquier zona del cuerpo: cara, cuello, pecho, axilas, brazos, piernas, abdomen, espalda, glúteos, manos y pies.

No existe ninguna evidencia que niegue o afirme que existe algún  riesgo de cáncer al realizarse este tipo de depilación con láser, ya que el haz de luz que emite el láser no es tóxico ni ofrece ningún problema a la piel. Esta técnica es eficiente con vello oscuro, pero presenta ciertos problemas al trabajar con vello claro o rubio. De igual forma es necesario tomar grandes precauciones con personas de piel oscura, debido a posibles quemaduras y problemas de pigmentación en la piel.

La tecnología asociada a la depilación láser ha mejorado considerablemente durante los últimos años, logrando que las sesiones sean cada día más cómodas y rápidas.

Loading...

Sobre este post