Reduce y prevén las estrías

Imagen: consejosdebelleza.es
Imagen: consejosdebelleza.es

Las estrías son lesiones en la piel, causadas por la alteración de las fibras elásticas de la dermis que se rompen, como consecuencia de un proceso de cicatrización de un tejido que sufrió crecimiento excesivo y rápido y que luego intenta recuperar su ubicación natural.

Ocurre con regularidad durante el embarazo, cuando aumentas de masa muscular, si subes de peso de manera extrema y ocasionalmente en la pubertad. Generalmente aparecen en zonas como abdomen, pechos, glúteos, piernas y brazos. Inicialmente aparecen como líneas rojas y lentamente se van decolorando hasta volverse de color blanco pálido y el proceso es algo lento.

La verdad no es posible eliminarlas, se pueden atenuar un poco pero es mejor prevenirlas. Puedes comenzar utilizando cremas y lociones que contengan manteca de cacao, lo que ayudará a mantener tu piel hidratada, saludable y con la elasticidad que necesita. Recuerda que si estás embarazada o estás lactando, debes consultar a tu médico antes de utilizar cualquier producto ya que puede afectar al bebé sin darte cuenta.

Evita subir y bajar de peso rápidamente ya que tu piel se verá expuesta y comenzarán a salir las estrías sin remedio. Humecta tu piel diariamente realizando suaves masajes hasta que los productos ingresen a la piel.

Remedios caseros para prevenir y atenuar las estrías:

  • Una cucharada de aceite de oliva, una cucharada de aceite de germen de trigo, una cucharada de aceite puro de rosa mosqueta y tres gotas de aceite esencial de sándalo.  Mezcla bien los ingredientes y aplica en las zonas afectadas realizando un suave masaje circular, aplica el producto en las noches antes de acostarte.
  • Mezcla la pulpa de medio aguacate con una cucharada de limón y una de miel. Aplica la mezcla todos los días realizando masajes circulares. Retira con agua fría.
  • Coloca unas zanahorias al vapor hasta que se cocinen bien y estén blandas. Machaca hasta que quede un puré y aplica en las zonas afectadas. Deja actuar por media hora y enjuaga con agua fría. El agua caliente es muy mala para las estrías ya que estira la piel.

  • Pela cinco remolachas moradas, cinco duraznos y reserva las cáscaras. Saca el corazón de una zanahoria y licua todos los ingredientes, aplica en las zonas afectadas y deja actuar por unos minutos, retira con agua fría.
  • Ralla dos zanahorias y mézclalas con leche de almendras hasta  formar una pasta. Aplica en la zona afectada y deja el mayor tiempo posible. Retira con agua fría.
  • Prepara una infusión de suelda consuelda y aplica frío en las zonas afectadas realizando y suave masaje y dejando secar solo.
  • Aplica aceite de almendras en las zonas afectadas o el las partes donde pueden aparecer las estrías. Realiza masajes circulares. Puedes también agregarle 10 gotas de aceite esencial de lavanda.
  • Para las estrías de los senos, tritura la corteza de medio limón en la batidora y agrega la yema de un huevo, hasta que los ingredientes se mezclen bien. Aplica en los senos y deja actuar varios minutos. Retira con agua fría.
  • Hojas frescas de dientes de león, medio litro de agua, medio vaso de pulpa de aloe vera hecho jugo, 7 gotas de aceite de rosa mosqueta, avena molida. Hierve el diente de león en el agua por 10 minutos y deja reposar. En un recipiente vierte el agua y agrega el resto de ingredientes y revuelve bien hasta que todo quede mezclado. Aplica en las estrías y deja actuar por lo menos una hora. Retira con agua fría. Luego de realizar el procedimiento realiza un masaje con manteca de cacao o germen de trigo.

Sobre este post