Ejercicios para tonificar los glúteos

Hacer ejercicios siempre es una buena idea, bien sea para estirar, tonificar o reducir algunos kilos de más. Aunque es importante recordar que la gimnasia es la opción más sana, junto a la alimentación saludable para mantener el cuerpo en forma.

Antes de iniciar cualquier rutina de entrenamientos, se recomienda precalentar los músculos, del mismo modo al terminar ya que es bueno alongar la zona trabajada. En esta ocasión presentamos algunos ejercicios para una de las zonas más importantes de una mujer y que suelen tonificar, los glúteos.

Muchas se han preguntado cuál es el secreto para tener unos glúteos firmes, pero la verdad que no hay demasiado misterio en el asunto, sólo se necesita de rutinas para tener unas lindas nalgas por naturaleza. Si se mantienen los ejercicios éstos ayudan a mantenerlas a través del tiempo y por supuesto, a mejorarlas. De hecho, si quieres que tus pompas luzcan mejor que nunca, es importante que dejes de lado la pereza y las excusas y ponte hacer algunos de estos ejercicios para tonificar glúteos y que puedes hacer desde casa.

Ejercicios para tener glúteos hermosos y tonificados

Ejercicios para tonificar los gluteos1. Sentadillas
Las sentadillas es uno de los mejores ejercicios para darle forma y fortalecer los glúteos, así que ahora ya no hay pretextos. Si la comienzas a practicar varias veces a la semana, seguramente puede notar que esta zona se pone más firme y formadas en poco tiempo. Este tipo de entrenamiento también fortalece músculos y cadera y para ello tienes que pararte con las dos piernas levemente y separadas a la altura de los hombros.

A continuación, dobla las rodillas  bajando poco a poco la cadera de manera que queden por detrás de los dedos de los pies. Mientras tanto, debes mantener la espalda derecha y bajar la cadera como si quieres empujar algo hacia atrás con tus glúteos. Para darle más intensidad, tienes que sostener una pesa en cada mano y flexionar los brazos hacia arriba colocando cada pesa a los lados del rostro.

2. Estocadas
Esta rutina parece sencilla, y de hecho lo es, pero casa rápidamente. Este es un ejercicio con el que se trabaja casi toda el área inferior del cuerpo. Además, en una estocada, la pierna de adelante trabaja glúteos y músculos y la pierna de atrás, los cuádriceps y las pantorrillas. Así que si quieres piernas y pompis perfectos ponte a practicarlas.

Para iniciar debes pararte con las piernas levemente separadas a la altura de los hombros, con la espalda derecha da un paso adelante flexionando ambas rodillas en 90 grados. Es importante que el muslo de la pierda de delantera quede paralelo al suelo, la rodilla de la pierna que se encuentra adelante debe estar a la altura del tobillo y la rodilla del muslo de atrás casi tocando el suelo.

3. Andar en bicicleta
Si los ejercicios para glúteos te parecen aburridos, puedes tonificar esta área del cuerpo con deportes. Uno de los mejores es andar en bicicleta, bien sea con spinning o indoor cycling en el gimnasio o al aire libre. Esta rutina favorece a los músculos, cadera y nalgas, pero al mismo tiempo es un excelente ejercicio cardiovascular o practica aeróbico que entrena el corazón, mejora la resistencia y ayuda a eliminar calorías y reducir grasas.

4. Subir y bajar escaleras
Si no quieres ir al gimnasio, ni te gustan los deportes, pero aun así quieres darte el trabajo de mejorar tus glúteos, intenta algo muy fácil: subir y bajar escaleras. Esta actividad cotidiana puede ser una gran ejercicio para las pompis, además, si lo haces rápidamente también ayuda a quemar calorías. Inicia subiendo poco a poco, con más entrenamiento sube con más velocidad. Al bajar hazlo despacio para no lesionar las rodillas ya olvídate del ascensor de la oficina o tu departamento y hazte amiga de las escaleras.

Imagen: •●pfaff

Sobre este post