Dieta pre Navidad

Llegó la Navidad y con ella los deliciosos platos que solemos consumir en esta época, los kilitos de más y el remordimiento al finalizar las fiestas. Es por esta razón que para prevenir engordar de más durante la navidad, es importante realizar una dieta pre Navidad, que nos ayude no sólo a eliminar esos kilitos de más que podamos tener, sino también para que no nos neguemos a comer eso que tanto nos gusta en esta época.

La dieta pre Navidad lo que hace es preparar a nuestro organismo para la llegada de las comidas copiosas, alimentos llenos de grasa, etc., y así compensar las consecuencias posteriores, como el aumento de peso.

Si combinas esta dieta para perder peso antes de la Navidad, con ejercicio regular y el consumo de agua constantemente, podrás comer todas esas cosas que tanto te gustan, pero teniendo en cuenta no pasarte de la raya, ya que así hagas mucho esfuerzo, aumentarás de peso de manera rápida, por lo que es recomendable comer de todo pero en cantidades moderadas. Puedes darte el gusto de comer lo que desees, pero siempre con moderación.

Esta dieta pre Navidad puedes hacerla 15 días antes de llegar la Navidad, para preparar tu cuerpo para las comidas copiosas y seguirla luego de las fiestas.

Menú dieta pre Navidad para preparar el cuerpo y bajar de peso al mismo tiempo

Dieta pre Navidad1. A la hora del desayuno en la dieta pre-navidad lo ideal es tomar batidos de avena y semillas con la fruta de temporada. También puedes incluir nuestro jugo para bajar de peso y limpiar el colon en 7 días, que además de convertirse en un buen desayuno lleno de fibra y nutrientes, también te ayudará con el objetivo de preparar tu cuerpo y limpiarlo. Puedes también añadir cereales con alto contenido de fibra o huevos cocidos, además de yogur bajo en grasas.

2. Es importante que no dejemos a nuestro cuerpo sentir hambre, ya que al momento de una comida principal intentaremos comer de todo, mayormente cosas que no son muy saludables. Por lo que a media mañana es recomendable consumir alguna fruta, una barrita de cereal o alguna verdura fresca.

3. Para el almuerzo de la dieta pre navideña, es recomendable consumir algo de proteína como carne magra, pollo sin piel, pavo o pescado, un plato de ensalada y alguna harina pero en mínima cantidad. Puedes elegir pasta o arroz integral si es que te hace falta alguno de estos alimentos en el plato. Adereza tus ensaladas con aceite de oliva, salsa teriyaki o salsa de soya. Lo importante es que consumas alimentos saludables, sin añadir grasas o azúcares, pero es permitido comer de todo.

4. Para la merienda, puedes consumir frutas, verduras, frutos secos, etc., para que a la hora de la cena no tengas tanta hambre. También puedes beber jugos de fruta natural sin azúcar o yogur natural sin grasas.

5. Y, para cenar debemos ser especialmente rigurosas, ya que después no hacemos ejercicio ni quemamos grasa. Por lo que lo ideal es tomar sopas de verduras, sopa con verdura y legumbres… caldos suaves que ayuden a nuestro organismo a recargar defensas. Lo ideal es cenar unas 3 horas antes de entrar en la cama, por que así hemos podido digerir bien y hemos realizado algún tipo de movimientos antes de proceder al descanso.

Es importante que evites los siguientes alimentos durante esta dieta pre Navidad:

  • Pan
  • Papas
  • El arroz y la pasta debemos sustituirlos por sus presentaciones integrales
  • Las carnes tienen que ser magras (sin grasa)
  • No beber agua mientras comemos, siempre beber 15 minutos antes o 15 minutos después
  • No acostarse a dormir con el estómago lleno, no es bueno a la hora de hacer la digestión ni favorece la pérdida de peso.

Otros consejos:

1. Limitar las calorías líquidas: Reducir el consumo de bebidas azucaradas o con alcohol. Las bebidas alcohólicas es mejor beberlas en pocas cantidades y nunca a diario.

2. Olvídate de los productos milagro: las pastillas, los batidos, etc. a ultima hora solo servirán para alterar el metabolismo que llegará más lento y hambriento al día de la gran comilona, con el consiguiente efecto rebote.

3. Planifica y organiza menús semanales para conseguir una dieta sabrosa, placentera, saludable, y sobre todo que no sea aburrida. Es importante servirnos raciones moderadas y evitar las calorías vacías.

4. No te saltes comidas y evita el picoteo. Comer parado o sentado mientras se mira la televisión o estamos frente al ordenador no es una buena estrategia. Estamos tan entretenidos que no escuchamos las señales de saciedad que nos envía el cerebro y seguimos comiendo cuando ya no tenemos hambre.

5. No te castigues. No decretes la prohibición sobre ningún alimento, solo conseguirás convertirlo en un objeto de deseo. Cómelo despacio y disfrútalo, intenta no repetir

Loading...

Sobre este post