Consejos para usar tacones y no sufrir tanto con ellos

taconesUnos lindos tacones… mmm cuantas veces no los vemos en las tiendas y quisiéramos poder usarlos, pero a nuestra mente viene ese día en el que lo intentamos y terminamos con los pies hinchados, adoloridos y metidos en agua caliente por varias horas para descansar. Además recordamos que para llegar a casa tuvimos que caminar con ellos en las manos porque no aguantamos el dolor.

Pues los tacones son un complemento imprescindible para muchas mujeres y algunas suelen usarlos desde mucho tiempo atrás y se acostumbraron tanto a ellos que sus pies sufren cuando no los usan, pero que tienen de bueno este tipo de zapatos?… pues bien, estilizan la figura y son la salvación para las bajitas, pero si se utilizan en exceso pueden causar dolores intensos, juanetes, problemas con el tendón de Aquiles, callos, etc.

Sigue estos sencillos tips y podrás utilizar esos tacones que te gustaron o que no has estrenado, esos que quedaron guardados en el cajón de los zapatos.

Loading...

Consejos para usar tacones 

1. No utilices durante largas temporadas de tiempo los tacones aguja, puede que te encanten y que te hagan lucir muy sexy pero es mejor que los utilices en ocasiones especiales. Durante los días normales usa un tacón más grueso, además de darte más estabilidad, aprenderás a caminar más fácil con ellos y no terminarás con los temibles juanetes.

2. No elijas tacones tan altos, muchas mujeres prefieren este tipo de zapatos porque las hace ver más estilizadas y altas, pero si no estás acostumbrada a las dos horas de llevarlos puestos los querrás botar a la basura. Es mejor que alternes zapatos bajos, altos y una buena opción es utilizar esos que son de tacón corrido.

3. Compra los zapatos de tu talla, muchas mujeres compran los zapatos pensando que se verán sus pies más pequeños si compran una talla menos, pero aunque si se vea más chico terminarás maltratándolos y con un dolor insoportable, además de causarte heridas en los talones. Tampoco los compres muy anchos porque al caminar podrías torcerte un tobillo.

4. Si estás estrenando zapatos y vas a salir lejos de tu casa o durarás mucho tiempo fuera de ella, no los lleves puestos trata de usarlos en casa mientras te acomodas a ellos y si lo haces intenta llevar contigo otro par de zapatos más cómodos por si sientes que no los soportas.

5. En el mercado podrás encontrar plantillas y almohadillas de gel que te ayudarán a acomodar el zapato a tu pie sin maltratarlo, además caminarás mucho mejor.

Loading...

Sobre este post