Cómo reducir la flacidez abdominal luego del embarazo

Acabas de pasar por uno de los procesos más hermosos de la vida; sin embargo después de éste deseas recuperar tu figura, si es así te recomendamos seguir estos secretos

Un bebé es considerado por muchas personas como una de las mejores experiencias que puede ofrecer la vida, desde su proceso de embarazo hasta el de crianza; sin embargo, la mayoría de mujeres no suelen sentirse muy bien físicamente luego del proceso de embarazo.

Esto se debe a las condiciones en las cuales queda el cuerpo, especialmente la región del abdomen, ya que, por razones obvias, es la que queda más maltratada durante dicho proceso.

Aparte de la flacidez, el cuerpo experimenta un considerable aumento de peso; esto es más común en aquellas madres que no se someten a ningún tipo de programa orientado por profesionales con el fin de mantener al organismo en buenas condiciones; no obstante, toda mujer en embarazo suele quedar en sobrepeso posterior al parto.

Por suerte, recuperar el peso y reducir la flacidez es posible; es cuestión de disciplina y tiempo. Cabe señalar que el proceso es relativo a cada persona, teniendo en cuenta que cada una aumentó diferentes números de kilos.

A continuación les mostraremos algunos secretos para reducir la flacidez y recuperar la figura justo después del embarazo. No se los pierdan.

Cómo reducir la flacidez abdominal luego del embarazoUsa una faja moldeadora

El secreto de casi todas las abuelas para mantener el cuerpo a tono después del embarazo es fajar a la nueva mamá con una sábana lo más fuerte que se pueda y la verdad es que todas las mujeres que conozco que hicieron este remedio, tienen un cuerpo envidiable y no se nota que han tenido hijos, pero como esas costumbres han ido muerto con el tiempo, muchas personas recomiendan usar una faja moldeadora para que la piel se pegue nuevamente al músculo y quede en su lugar.

Aunque sé que este consejo va a ser tomado por muchas personas como “malo”, muchas otras que lo han probado pueden dar fe de esta solución y han obtenido excelentes resultados. Es importante que se tenga precaución al colocar la faja sobretodo si se estuvo en una cesárea.

Actividad física moderada

El estado de la mujer posterior al embarazo tiende a ser frágil y débil, sin embargo esto depende del tipo de periodo gestacional en el que se mantuvo; por ejemplo, si fue una persona activa, inscrita en programas de ejercicio aeróbico de natación, yoga o baile, la recuperación de la figura tarda menos; si fue una persona sedentaria la debilidad es mucho más marcada.

Sin importar que tipo de estilo de vida llevó durante el embarazo, uno de los secretos más importantes para recuperar paulatinamente la figura es la actividad física moderada.

Caminar alrededor de 40 o 30 minutos en una superficie blanda funciona de maravilla. También se puede realizar una serie de ejercicios dentro de la piscina sin excederse, teniendo en cuenta el estado del organismo.

Dieta equilibrada

Para volver a conseguir tener un vientre plano después de dar a luz, el ejercicio y los tratamientos de belleza no lo son todo, ni mucho menos. Es muy importante mantener una dieta sana y equilibrada, con productos y alimentos que sean naturales y variados y ayuden a no retener líquidos y a estimular los músculos abdominales. Algunos de los alimentos estrella en la dieta son las verduras de hoja verde, las proteínas de la carne y el pescado, las legumbres o las hortalizas.

Loading...

Visitar al nutricionista

Lo ideal es no dejar de consumir ciertos alimentos, teniendo en cuenta los nutrientes que necesita el bebé de nuestro cuerpo, los cuales son adquiridos por medio de la leche materna.

Por tal razón, se hace necesario visitar al nutricionista para asesorarse de manera adecuada, y con base en ello, elaborar una dieta sana y balanceada.

Mantener hidratado el cuerpo

El pilar de la hidratación es el agua, así como lo es del cuerpo; por lo tanto, para mantener niveles adecuados de nutrientes dentro del organismo, se hace obligatorio conservar los índices de hidratación en lo justo.

Por otra parte, este líquido preciado brinda gran cantidad de beneficios a la piel, la cual se encuentra en un estado flácido y necesita la mayor ayuda posible para reestablecerse poco a poco. El secreto está en ingerir 2 litros de agua al día, distribuidos entre la mañana, la tarde y la noche.

Cremas caseras para combatir la flacidez

  1. Mezcla 4 cucharadas de aceite de almendras dulces con dos gotas de aceite de pomelo y 2 gotas de romero, y aplica con leves masajes sobre la zona.
  2. Mezcla 1/2 taza de café molido con 1 taza de azúcar blanco y remueve. Agrega a la mezcla anterior 3/4 de aceite de oliva o de aceite de almendras. Una vez que tengas una pasta homogénea, aplícala sobre la piel del abdomen humedecida y da suaves masajes circulares. Deja actuar durante 10 o 15 minutos y finalmente retira con abundante agua tibia.
  3. Necesitarás: 1 taza de arcilla verde en polvo, 1/2 taza de té negro, 1 cucharada de café molido, 1 cucharada de aceite de oliva y 1 cucharada de aceite de almendras. Prepara la infusión de té negro. Vierte todos los ingredientes en la licuadora o en el vaso de la batidora. Procesa hasta obtener una pasta espesa y homogénea. Si es muy espesa, puedes agregar un poco más de té. Aplica la crema reafirmante sobre la piel del abdomen limpia y deja actuar entre 20 y 30 minutos.

Bebidas caseras

  1. Toma agua con limón en ayunas, el ácido cítrico de esta fruta alcaliniza la orina, y desintoxica tu organismo.
  2. Después de cenar, bebe una infusión de semillas de anís, la cual es una planta de acción depurativa, que te desinflamará el abdomen.
  3. Bebe tres tazas de té verde para reducir tu abdomen y marcar aún más tu cintura.
  4. Otro remedio casero para la flacidez abdominal es la combinación de jengibre, pimienta y miel. Estos tres ingredientes aumentarán la temperatura de tu cuerpo, acelerando el ritmo metabólico de forma efectiva.
  5. En ayunas prepara una infusión de medio vaso de agua con jugo de limón caliente, un poco de jengibre y un poco de miel. Con esta bebida eliminarás la grasa en el abdomen.

Abdominales hipopresivos

Estos ejercicios son la opción estrella de las mamás recientes para recuperar la tonificación del abdomen después de dar a luz. Esta actividad es ideal para las mujeres que acaban de tener un bebé, porque a través de la respiración y las posturas adecuadas se puede conseguir que los abdominales vuelvan a su lugar tras el parto.

Mira cómo se realizan: Abdominales hipopresivos para tener un abdomen plano y tonificado.

Realizar rutinas localizadas

Una vez tu médico te lo permita, comienza a realizar rutinas de ejercicios más fuertes para eliminar la flacidez.

Para tener en cuenta

El estado del organismo no es el más adecuado para realizar ejercicio de alta intensidad, por lo tanto, una vez transcurrido el tiempo de lactancia, se recomienda visitar a un especialista en salud física para elaborar una rutina acorde a las capacidades, con la cual se logre el objetivo planteado.

Loading...

Sobre este post