Chocolate vs. Leche

Si te gusta el chocolate, cómelo, pero sin leche.

Mucho se ha dicho que el chocolate negro es muy beneficioso para la salud, pero según publicó la revista científica británica Nature, ese chocolate es mejor que el que lleva leche, porque al añadirle el producto lácteo se pierde su poder antioxidante. ‘Añadir leche al chocolate, ya sea durante su fabricación o cuando se está comiendo, reduce su poder antioxidante y su absorción dentro de la corriente sanguínea’, afirman los responsables del estudio, que trabajan en el Instituto Nacional para la Investigación de los Alimentos y la Nutrición de Roma.

Gracias a su alto contenido en flavonoides, este adictivo alimento ayuda a proteger el corazón y las arterias de una oxidación similar a la que afecta a los metales. Pero el chocolate pierde esta propiedad cuando se le añade leche, ya que esta inhibe el poder antioxidante de los flavonoides.

Esto puede deberse a la formación de un vínculo secundario entre los flavonoides del chocolate y las proteínas de la leche, ya que estas reducirían la accesibilidad biológica de los flavonoides y, por lo tanto, las propiedades antioxidantes del chocolate. Este descubrimiento ha hecho suponer que la leche puede interferir con otros alimentos ricos en flavonoides, como algunas frutas, el té o el vino tinto. Por eso recuerda: si te gusta el chocolate, cómelo; pero sin leche.

Sobre este post