5 alternativas a tener en cuenta para desmaquillarte rápidamente

Desmaquillarte sin invertir mucho tiempo es casi una proeza; por eso te mostramos cómo hacerlo con facilidad. ¡Inténtalo!

Maquillada sin desmaquillada es algo prácticamente imposible, ésta llegar a ser considerada como un ritual imposible de pasar por alto, generalmente en las horas de la noche, justo en el momento en el que hemos terminado nuestra rutina diaria.

A pesar de convertir el desmaquillado en una necesidad diaria prácticamente básica, muchas son las ocasiones en las cuales la energía está por los suelos o simplemente nos sentimos aletargados y lo único que queremos es irnos a la cama.

No importa cuál sea la razón, aun así debemos procurar desmaquillarnos para evitar los problemas que trae el no hacerlo con el paso del tiempo; estos problemas no son únicamente estéticos sino médicos; el daño que se le hace a la piel cuando dormimos con el maquillaje aplicado puede llegar a ser irreversible.

Por lo tanto, para evitar la obstrucción y respiración de los poros debemos desmaquillarnos y, para nuestra suerte, existen algunas alternativas para hacerlo rápidamente y sin ninguna complicación, éstas son algunas de ellas.

5 alternativas a tener en cuenta para desmaquillarte rápidamenteVaselina

Para aprovechar la vaselina con respecto al uso desmaquillador, basta con empapar algunos de nuestros dedos con ésta y comenzar  frotar justo debajo de nuestros ojos.

La idea es retirar todo el lápiz para y el rímel albergado en ese lugar; claro está que al momento de utilizarla tenemos que tener cuidado en evitar la parte interna de los ojos, al terminar podemos limpiar lo que quede con un paño húmedo.

Una de las ventajas de utilizar vaselina para remover el maquillaje es que ésta le aportará diversas propiedades al contorno de los ojos y a las pestañas alojadas en ellos.

Aceite de almendras

Referirnos a éste es hacer una clara alusión a uno de los mejores aceites esenciales que existen para la salud y el beneficio de la piel; sus usos con respecto a los tratamientos estéticos y medicinales son bastante amplios.

Un claro ejemplo de esto es la utilización en la que se emplea para limpiar los restos de maquillaje presentes en el rostro al final del día.

El aceite de almendras se considera una gran alternativa para desmaquillarnos ya que, es de los pocos que evita obstruir los poros, los cuales deben permanecer libres de excesos e impurezas para respirar de buena forma.

Por último, únicamente debemos emplear unas cuantas gotas para desmaquillar la zona que deseamos, ésta absorberá los nutrientes necesarios del aceite, como la vitamina E.

Agua fría y jabón neutro

Es quizá uno de los métodos más convencionales empleados para desmaquillanos en las noches; gracias a que el agua fría elimina las impurezas alojadas y recogidas durante todo el día en la piel.

La ida es evitar a toda costa la utilización del agua caliente, ésta puede contribuir menos al rostro, gracias a la producción natural de aceites.

Crema limpiadora

Ésta junto a un par de algodones deben ser los ingredientes a utilizar para desmaquillarnos adecuadamente la piel de nuestros labios; muchas personas evitan hacerlo afirmando que estos ya no tienen ni un solo signo de labial o producto cosmético, sin embargo es lo más recomendable.

Aceite de coco

Este es mi desmaquillante favorito, ya que además de retirar la máscara de pestañas a prueba de agua de manera extra rápida, sin maltratar mis ojos y pestañas, elimina el maquillaje del resto de mi rostro a profundidad y estoy hidratando mi piel al mismo tiempo.

No se imaginan el cambio que he notado en mis pestañas desde que estoy usando el aceite de coco, ya que no se me caen tanto como antes, las tengo más voluminosas y creo que hasta más largas.

Sobre este post