4 alternativas naturales para disminuir las bolsas de tus ojos

Si acaso posees bolsas en tus ojos no dejes pasar este artículo, podrá ayudarte de una gran manera. Prueba las alternativas naturales que te traemos a continuación ¡No te las pierdas!

Cualquier persona es propensa a tener bolsas en los ojos, sin embargo, nosotras las mujeres somos mucho más reacias con respecto a éstas, ya que la estética y la belleza de nuestro rostro son primordiales en nuestra presentación personal.

Cuando poseemos este problema en la parte inferior de nuestros ojos se hace más más visible en horas de la mañana, específicamente después de habernos despertado.

Las bolsas en los ojos no son más que una inflamación algo exagerada acompañada de unas sombras oscuras similares a las ojeras; éstas pueden durar bastante tiempo en nuestro rostro y no da una muy buen imagen de nosotras hacia los demás.

4 alternativas naturales para disminuir las bolsas de tus ojosSon varias las razones por las que aparecen éstas molestas ‘amigas’, entre ellas, se encuentra la alergia, la retención de líquidos, las congestión nasal, entre otras. Por suerte, éstas tienen solución.

Utilizar cubos de hielo

Se recomienda utilizar algunos cupos de hielo para disminuir la inflamación presente alrededor de los ojos.

Lo más apto es que sean cubos de características pequeñas envueltos en una bolsa o un trapo, ni muy grueso ni muy delgado.

Una posición cómoda es la más adecuada para aplicar este método, el cual debe ser realizado inmediatamente después de habernos levantado de la cama; éste debe durar por lo menos 10 minutos.

El pepino en rodajas

Lo primero que debemos hacer es buscar un pepino o por lo menos medio, no muy pequeño, lo partiremos en rodajas uniformes y las reservaremos en un recipiente dentro del frigorífico.

Luego adoptaremos una posición cómoda para el rostro, la más recomendable es la de estar acostados; en ese mismo instante colocaremos una rodaja del pepino previamente cortado, en la zona orbital del ojo durante 30 minutos.

Las propiedades nutritivas del pepino hidratarán la piel, mientras el frío proporcionado por el frigorífico hará el mismo efecto vasoconstrictor que el del hielo, desinflamando la zona.

Recurrir a la patata o la papa

Este tubérculo es bastante apropiado para el organismo, especialmente para la piel, gracias a sus propiedades ricas en fibra.

La papa o patata rallada es una gran alternativa para disminuir la inflamación de las bolsas de los ojos, así como para acabar con las ojeras.

Para que esta alternativa funcione debemos rallar una patata completa y ponerla en un recipiente, luego tomamos una gasa para cada ojo y le vertemos ½ cucharada de papa rallada, aproximadamente, luego cubrimos la patata con otra gasa y la ponemos sobre la zona afectada.

En el momento de tener las gasas con la patata rallada sobre la zona hinchada ejerceremos un poco de presión para que el líquido de la misma ayude a cada ojo. Se recomienda dejarlas allí por lo menos durante 20 minutos.

Diente de león

Esta planta es conocida por ser un diurético natural, el cual llega a ser bastante apropiado para la retención de líquidos, una de las principales razones de las bolsas en nuestros ojos.

En este caso utilizaremos el extracto de diente de león, nos tomaremos cerca de 20 gotas para obtener sus beneficios. Se recomienda cerciorarnos de no estar ingiriendo otro diurético antes.

Sobre este post